Continuar el legado de Fidel, compromiso de los vertientinos

Vertientes, 17 abr.- Para los vertientinos Fidel constituye un líder insustituible, un hombre que supo ganarse el respeto y la admiración de 11 millones de cubanos, nunca se intimidó ante las amenazas imperialistas, sino que demostró en cada batalla, la grandeza de los cubanos.

Este domingo conmemoramos el aniversario 56 de la declaración del carácter socialista de la Revolución Cubana, dado por el Comandante en Jefe Fidel Castro Ruz durante el sepelio a las víctimas del bombardeo a los aeropuertos nacionales, y en preludio al ataque por Playa Girón, momento histórico donde afirmó: “Compañeros obreros y campesinos, esta es la revolución socialista y democrática de los humildes, con los humildes y para los humildes”.

Todos los milicianos y soldados, en representación de los millones de cubanos dolidos por la injusticia imperial, levantaron los fusiles, en respaldo y aprobación de que el único camino a seguir era el del Socialismo.

Vertientes es un territorio privilegiado, Fidel lo visitó en cinco ocasiones, y cada una de ellas permanece en el recuerdo y forma parte de la historia de este pueblo campesino y azucarero.

Una de las visitas más relevantes tuvo lugar en el año 1976. El líder de la Revolución Cubana, junto al General Omar Torrijos, estuvo en el central Panamá y en el Instituto Politécnico Agropecuario Cruce de la Trocha, con el propósito de darle a conocer al dirigente extranjero los resultados económicos del ingenio y cómo se preparaban los futuros obreros de la fábrica.

Un mar de pueblo recibió a los líderes de izquierda aquella mañana a la entrada de la industria azucarera, niños, mujeres, jóvenes y ancianos contemplaron a su Comandante, lo vieron caminar y dirigirse con ternura a los pobladores de este municipio, esos que hoy reafirman la continuidad de su impronta.

Trabajar cada día con entrega, ganar en conocimiento sobre la actualidad mundial y nacional, perseverar ante las tareas económicas encomendadas y educar a las nuevas generaciones en los valores revolucionarios constituyen algunas de las maneras de respetar el ideario fidelista.

Hoy, luego de ocho años sin arrancar sus maquinarias y de una inversión millonaria en sus instalaciones, el “Panamá” realiza el proceso de molienda, un símbolo para los vertientinos es ver salir el humo de su chimenea y la meta para futuras contiendas es poder incrementar las producciones.

Conmemoramos el aniversario 56 de aquella fecha que trasciende hasta nuestros días como divisa del ideario que defendemos. La constancia y el amor a la Patria son valores que nos legó el Comandante durante aquellos días de tensión y de victorias. Actualmente se convierten en la fuerza impulsora de los habitantes de este territorio con el propósito de alcanzar mayor progreso social y económico. (Por Yurisey Hechavarría González / yurisey@cmhv.cirt.cu)

Deja una respuesta

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s