Se despide un tiempo viejo

Vertientes, 28 jun.- Dentro de pocos días concluye el curso escolar, se despide un tiempo viejo, como dijera Waldo Mendoza, para dar paso a nuevas historias y experiencias durante los días venideros.

Acaban las tensiones escolares, las pruebas finales, los horarios restringidos para despertar cada mañana y se inician los planes de recreación familiar, las esperanzas de conocer sitios diferentes o simplemente el anhelado descanso.

Con el final del período lectivo, llegan también algunas situaciones complejas, relacionadas con el enfrentamiento a un nuevo nivel de enseñanza, el cambio de escuela, el adiós a los profesores y estudiantes que nos acompañaron por varios años.

Las despedidas siempre son nostálgicas, y en fechas de cierre docente también se extrañan los momentos divertidos con los compañeros de grupo, las fiestas, los chequeos de emulación, las primeras prácticas pre-profesionales y hasta las pruebas más difíciles.

Pero nada logra limitar la alegría de crecer, de sentir que se vencieron los retos propuestos, que el esfuerzo siempre vale la pena y los sueños están cada vez más cerca de hacerse realidad.

Para los que continúan en septiembre próximo estas vacaciones significan un merecido descanso, para renovar las pilas y enfrentar las nuevas enseñanzas.

Quienes finalizan su vida como estudiantes es el paso trascendental hacia el futuro, comenzar la vida laboral supone concluir una etapa hermosa de la vida para seguir trazando esperanzas e historias de superación personal. (Por Yurisey Hechavarria González/ yurisey.hechavarria@cmhv.icrt.cu) (Foto: Archivo)

Deja una respuesta

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s